Acceso a los detelles de Estudios Dirigidos

Estudios Dirigidos

 

La Comisión Europea podrá establecer estudios dirigidos con el objeto de evaluar riesgos para la salud pública, o para fijar valores de referencia en algún Estado Miembro o a escala comunitaria, en especial cuando existan necesidades específicas y en caso de que no sean suficiente con los datos recopilados mediante la vigilancia rutinaria. Estos estudios normalmente son limitados en el tiempo.

Al crear un estudio dirigido, deberán definirse, como mínimo, las siguientes características del mismo:

  • su propósito,
  • su duración,
  • su ámbito geográfico o región,
  • los parámetros que se vayan a vigilar,
  • el tipo de muestras y demás datos solicitados,
  • los planes mínimos de muestreo,
  • el tipo de métodos de ensayo en laboratorio,
  • los cometidos de las autoridades competentes,
  • los recursos que hayan de asignarse,
  • una estimación de los costes y cómo se van a sufragar, y
  • el método y plazo de comunicación de resultados.

Dos ejemplos de este tipo de estudios, en los que la AECOSAN ha tenido una participación activa durante los últimos años, son el Programa de seguimiento coordinado de la prevalencia de Listeria monocytogenes en determinados alimentos listos para el consumo, llevado a cabo durante los años 2010 y 2011, y el Plan coordinado de control para establecer la prevalencia de prácticas fraudulentas en la comercialización de carne de équidos (Investigación de residuos de Fenilbutazona en carnes de las especies caballar, asnal y mular llevada a cabo durante el mes de marzo de 2013)